Texto argumentativo: características, estructura y tipos

Te lanzamos una pregunta: ¿qué estrategias utilizas para convencer al cliente sobre un producto? Pensar en como argumentar un producto o servicio es una tarea fundamental para lograr captar a los clientes. Seguramente has oído hablar de los textos argumentativos  y como han de ser para llamar la atención.

De hecho, el texto argumentativo es uno de los más trabajados en las escuelas, ¿por qué? Despierta la capacidad de expresar ideas, opiniones y el punto de vista de un tema determinado.  Y es que, entre las múltiples características de los textos argumentativos, se encuentra esa capacidad de convencer al lector de algo en concreto, presentándose de forma clara, con toques de objetividad y con diversidad lexical sostenida o defendida.

Con una estrategia de comunicación adecuada serás capaz de vender tu producto, convencer a los usuarios y conseguir seguidores. Hoy hablamos del texto argumentativo: características, estructura y tipos, como una herramienta para mejorar tus mensajes.

¿Qué es un texto argumentativo?

El texto argumentativo es aquel que se utiliza para expresar opiniones, ideas, y diversos puntos de vista sobre un asunto en concreto con el objetivo de convencer al lector u oyente. Existen diferentes formas y tipos de argumentos, como argumentos inductivos, deductivos o abductivos, entre otros.

En el sector periodístico, científico, judicial, filosófico y publicitario se emplea ampliamente este tipo de textos, ya que presentan temas de interés general objetivamente.  Por otro lado, también pueden ser un recurso empleado en conversaciones, exposiciones o para plantear la verdad o falsedad de un tema en concreto.

De hecho, planes de marketing o la defensa del prestigio personal o la búsqueda de un nuevo sector se apoyan en este tipo de texto, acompañado de elementos multimedia para mejorar sus mensajes; pues si un discurso no está bien elaborado, la idea principal cae por si sola.

 

¿Qué es un texto argumentativo? - Dobuss

 

Principales características de un texto argumentativo

El texto argumentativo se caracteriza principalmente por su estructura: introducción, desarrollo y conclusión (lo veremos más adelante), pero también por:

  • Su finalidad es comunicativa: transmite un mensaje u opinión que se apoya en una serie de razonamientos que reflejan la veracidad o falsedad de un tema en concreto.
  • Demuestra ideas y valida opiniones, las cuales pueden ser ciertas o no.
  • La información está basada en una serie de premisas y datos relevantes. 
  • El argumento es coherente con las ideas que se están defendiendo y rebaten el contenido.
  • Existen diferentes tipos de argumentos: deductivos, una premisa general que conduce a una conclusión final, y abductivos, parte de una hipótesis que tiene que ser explicada.
  • Da lugar a debates.

A estas características se suma que en un texto argumentativo se utiliza la primera persona del singular, el autor muestra su opinión. Además, es imparcial y siempre, siempre, parte de una idea principal. Por tanto, los textos argumentativos pueden llegar a un público heterogéneo, lo que hará que las premisas planteadas lleguen a más gente para convencerles de una idea principal.

¿Cómo empezar un texto argumentativo?

Lo primero que hay que tener en cuenta a la hora de empezar a escribir un texto argumentativo es presentar una propuesta, una idea donde se explique el tema que se ha elegido y el motivo del mismo. Al fin y al cabo, el objetivo del texto es explicar el porqué algo es de una manera y no de la otra.

A continuación, en los párrafos siguientes, al autor tiene que desarrollar su argumento: justificar la propuesta. Es aquí donde tiene que defender su postura. Al respecto, es interesante, por no decir importante, que refleje varios puntos de vista y perspectivas futuras, ya que el texto no se debe quedar solo en el argumento, sino ir más allá y valorar que pasaría si la situación planteada en un primer momento fuese de manera diferente.

Por consiguiente, llega el momento de buscar una solución al problema o idea planteada, no hay que dejar cabos sueltos; de lo contrario, estaría incompleto.

Por último, hay que llegar a una conclusión que será el último párrafo del texto.

Un consejo: el texto debe ser claro, conciso y sencillo de leer. Esto significa que no abuses de aquellas palabras rebuscadas y utiliza los términos adecuados. De hecho, si añades citas o reflexiones de personas relevantes, mucho mejor, porque ayudan a fidelizar lo que estás contando.

¿Quieres conocer la técnica infalible de los buenos textos argumentativos que puede ser aplicada a los blog? Muestra seguridad y autoridad sobre el asunto: utiliza menciones o citas, preguntas retóricas, datos o ejemplos.  En el marketing de contenidos  se cuentan historias y se hacen preguntas que la persona se haría a sí misma. Esto resulta una buena vía para atraer al lector desde el principio del texto. Por ejemplo:

«Johana tiene 18 años y tiene ganas de cursar periodismo en la universidad. Hoy, su vida en la preparatoria, le pide elecciones y ella ya lo sabe: tendrá que estudiar, como mínimo ocho horas todos los días para lograr su sueño. Como Johana, hay millones de jóvenes que ocupan la mayor parte de sus días sobre los libros estudiando. ¿Será que el modelo vigente de enseñanza está funcionando bien en el país?»

Por tanto, algunas claves para escribir buenos textos argumentativos son:

  • Investigar muy bien: fuentes confiables y datos que se puedan comprobar, así el lector se sentirá más convencido de comprar un producto.
  • Apelar a la emoción: demostrar empatía y transmitir un sentimiento de tranquilidad y alegría a la hora de encontrar soluciones.
  • Simplificar: un texto simple y comprensible.

 

Principales características de un texto argumentativo - Dobuss

¿Cuál es la estructura del texto argumentativo?

Ya sabemos cuál es el objetivo principal, ahora veremos cuál es la estructura del texto argumentativo, apoyándose en datos y una coherencia lógica que lo respalde. Vamos a ello.

Tesis

La introducción del texto argumentativo. Aquí se plantea, defiende y se expresa la idea principal. La tesis es la que se desarrollará y defenderá a lo largo del artículo, teniendo en cuenta el tipo de texto que sea.

Es el momento en el que el lector comprende claramente la idea y el objetivo principal, ya que se explica el tema y todo lo necesario para que este lo entienda.

Argumentos

Momento en el que se desarrolla los razonamientos y datos que apoyan a la tesis principal. Aquí se incluye tanto las ideas contrarias como las propias.  La idea en dirigir el raciocinio del lector para que él coincida con la opinión del texto y llegue a la misma conclusión: convencerle.  Es importante despertar la curiosidad.

Conclusión

Aquí tienes que destacar lo fundamental para defender la tesis planteada, resumiendo los elementos más importantes que se han ido  desarrollando.

Tipos de textos argumentativos más usados

Cada uno de ellos cuentan con características distintas, pero tienen la misma estructura.

Autoridad

La fuerza de este argumento radica en la fuente: un instituto de investigación, un investigador o un testigo. Aquí es importante incluir links para las investigaciones que se hayan ido mencionando o mencionar la institución de donde se ha sacado la información.

Gracias al aval de los testimonios, citas de personas o especialistas conseguimos adelantar a las opiniones contrarias que se puedan ocasionar, además de reforzar la idea que estamos defendiendo.

Ilustración

Consiste en hacer uso de ejemplos para confirmar los puntos de vista expuestos, tanto de consecuencias negativas como las positivas. Esto último se refiere a que los ejemplos que se muestran no tienen que ser necesariamente positivos, sino también situaciones contrarias.

Causa y consecuencia

Motivos, razones, efectos, consecuencias y/o resultados: todo lo necesario para comprar unas tesis.

Analogía

Argumentos que establecen que dos o más cosas tienen una característica en común, es decir, parte de la hipótesis que se debe tratar algo de manera igual, por ejemplo: citaciones de jurisprudencia, el juez estará influenciado para decidir de acuerdo con lo resuelto en situaciones anteriores parecidas.

Lógica

Busca que el lector tenga la capacidad de razonar. Estos textos argumentativos están compuestos por dos o más premisas de las que se extrae una consecuencia lógica.

Otro de los factores que caracterizan a estos textos es que han de ser deductivos. Para dar más fuerza a la conclusión final se recurre normalmente a factores como la evidencia o la ciencia.

Algunos ejemplos de textos argumentativos reales

Una vez que ya conocemos el concepto de los textos argumentativos, vamos a ver varios ejemplos:

Información sobre un tema educativo: 

Las instalaciones y las oportunidades para avanzar son mayores en la vida urbana que lo que encontramos en la vida rural, pero existe un problema agudo de contaminación, ruido, falta de suministro de agua adecuado, embotellamientos, hacinamiento y delincuencia en las ciudades. De manera similar, aunque faltan instalaciones modernas en las áreas rurales, el aire puro y la paz son beneficiosos para la salud de las personas que viven allí.

Las aldeas son un espejo de la cultura y el patrimonio cultural de un pueblo. Además de un mayor acercamiento a la identidad propia de una nación, se disfruta del sol, la vegetación y la tranquilidad, y la gente, por lo general, es muy cálida y amigable.

Ejemplo de un artículo periodístico:

El historiador y Doctor en Ciencias Políticas Alberto J. Navas Blanco escribió un libro fascinante llamado “300 años de la UCV” impreso este año por las Ediciones de la Biblioteca de la UCV, en el cual describe de una manera muy amena los hitos cronológicos que han sucedido durante ese tiempo, pero sobre todo lo que ha significado la Universidad Central de Venezuela para la difusión del conocimiento en el país, y para el surgimiento y formación de la república venezolana. La Universidad de Caracas fue según el autor, “El primer eje en torno al cual se comenzó a construir a Venezuela como una entidad política, geográfica, socio económica y cultural”. Esta obra, prologada magistralmente por la rectora Cecilia García Arocha, es una joya documental que todos los que amamos a la UCV deberíamos tener en nuestra biblioteca.”

Ejemplo de un artículo que alude a hechos históricos: 

La casualidad puede originar grandes descubrimientos. Alexander Flemming, por ejemplo, cultivaba bacterias. Un dia, al acaso, verificó que los hongos que surgen en el frasco mataban a las bacterias presentes en el recipiente. Del estudio hecho con esos hongos, surgió la penicilina”.

Escribir para vender: requiere conocer muy bien como se trata los textos argumentativos para atender las necesidades y problemas de los usuarios. De esta manera, la comunicación de el cliente será más efectiva. De hecho, es importante generar varios tipos de contenidos enfocados al momento que está viviendo el condumidor.

Para crear contenidos de calidad, la mejor decisión es contar con una agencia de marketing digital como Dobuss. Redactamos y aseguramos la calidad de la redacion para satisfacer a las  necesidades de los clientes, buscamos que la comunicaicon sea efectiva para lograr los resultados esperados. Contacta con nosotros. 

Somos una empresa de marketing digital enfocada a ayudar a nuestros clientes a lograr grandes resultados.
Solicita Presupuesto Gratis

Ofrecemos servicios profesionales de SEO que ayudan a los sitios web a aumentar sus posiciones en los buscadores por los términos que necesitas para estar en la primera página.

CATEGORÍAS

Más ... Ver todos